lunes, 17 de septiembre de 2012

Qué sería de mí

Qué sería de mí
Si los palos de ciego de la vida no corrigieran cada una de mis muertes.
Si los árboles de mi infancia no siguieran dando frutos.
Si no hubiera perdido para poder encontrar.
Si no provocara el fuego necesario para poner mis manos por ti.

Qué sería de mí
Si no intentara justificar mi fantasía en los espacios en blanco de la realidad.
Si no removiera las brasas ardientes del pasado.
Si mis zapatos no se hubiesen llenado de barro.
Si no hubiera sido la pareja perfecta de la soledad.

Qué sería de mí
Si no aspirara a vivir en la zona alta de tu sonrisa.
Si no ajustase mis cuentas con mis dudas.
Si no regresara a donde todo comenzó.
Si no me expusiera al peligro de mirarte.

Qué sería de mí
Si mi cuerpo no soportara el peso del destino.
Si no asumiera la responsabilidad de cualquier rotura o deterioro.
Si mi corazón de hierro no intentara colarse por el detector de metales del amor.
Si no  admitiera el riesgo poético al que me tientan las musas.

Andrés Belalba.
 



1 comentario: